lunes, 1 de septiembre de 2008

Recuerdos

Recuerdos que se agolpan en mi interior sobre situaciones que pudieron ser y que no fueron.

Recuerdos sobre personas que
hoy no sé nada de sus vidas, ni de ellas, ni de cómo están, cómo se sienten, sólo recuerdos de un pasado.

Recuerdos felices sobre acontecimientos puntuales.

Recuerdos tristes de aquellos momentos que a veces quieres olvidar, borrar de tu mente para que nunca más vuelvan.

Recuerdos que no quieres haber tenido.

Recuerdos que desearías tener, bien porque la memoria organiza y guarda a su antojo y esos los destruyó, o porque no pensabas que fueran importantes y los desechaste.

Recuerdos de mi infancia, una infancia feliz pero muy marcada por situaciones que no deberían haber ocurrido o quizás debería haber sido de un modo diferente, pero fue como fue.

Recuerdos en la distancia y sobre la misma.

Recuerdos al teléfono.

Recuerdos sobre papel.

Recuerdos con personas amadas.

Recuerdos compartidos, que se reviven una y otra vez.

Recuerdos imposibles de recordar. Tales como escenas infantiles o nunca vividas en primera persona pero que de tanto escucharlos los has interiorizado de tal forma que parecen vivencias propias y recuerdos propios.

Sólo Recuerdos.

Mujer Desesperada

1 comentario:

mar dijo...

¡Cuantos recuerdos guardamos! buenos y malos, pero creo que los que más permanecen son los buenos no sé, creo que es una autodefensa y así solo recordamos lo felices que eramos, intentando borrar o al menos suavizar los malos recuerdos, felices recuerdos para tí, besitos.